Piercing en la nariz, sus significados y tipos

El piercing en la nariz es una de las perforaciones que más gustan. Quizás no es solo cuestión de un gusto sino que también la moda y las tendencias han marcado que todavía siga estando muy presente en nuestros días. Eso sí, siempre con alguna que otra variación para que no haya lugar al aburrimiento.

Así que, hoy te vamos a comentar los tipos de piercing en la nariz que tenemos así como el gran significado que, en ocasiones se nos pasa por alto. Si eres de los que ya tienes un piercing de este tipo o estás pensando en hacerte uno, no te pierdas todo lo que sigue, porque seguro que será de tu interés.

Significado del piercing en la nariz

Se dice que tienen origen en la India. Allí se ponían para simbolizar la riqueza. Por otro lado, se dice que se solían colocar a las novias, dependiendo de dónde éstas fueran, se les ponían tanto en el lado derecho de la nariz, como en el izquierdo. Más que nada, este piercing hacía que las novias tuvieran más belleza ante los ojos de su futuro marido. También había otra teoría sobre el piercing en la nariz y es que estaba ligado a los órganos sexuales femeninos. Se creía que todas las mujeres que se ponían un aro se aseguraban menos dolor en el parto.

Hoy en día, ninguna de estas teorías tiene una evidencia clara. Si el símbolo de riqueza ni de belleza, en el sentido que hemos mencionado. Simplemente se conserva una tradición pero como un adorno más. Tal y como hemos mencionado, es una moda que se mantiene atemporal. No significa que tenga que haber algún tipo de significado más allá.

Tipos de piercing para la nariz

Después de tener claro que queremos un piercing en la nariz, ahora pasaremos a preguntarnos, en qué zona lo preferimos. Son varios los tipos de piercing que nos podemos encontrar y que ahora mismo te comentamos.

  • Septum: El llamado piercing Septum es uno de los últimos que estamos viendo. Se realiza entre los dos orificios de la nariz. Se presenta a modo de aro y es toda una revolución. Hace muchos años, solamente lo llevaban las personas que eran de las altas clases sociales o realeza. Así que podemos decir que cuenta con un significado de poder pero también de belleza. Ésto es algo que todavía lo podemos apreciar en todos y cada uno de ellos.
  • Erl o puente: El piercing puente se le conoce así por la ubicación del mismo. Aunque también muchos lo llaman Erl porque la leyenda cuenta que un príncipe con este nombre también lo llevaba. Sea como fuere, se coloca de manera horizontal en la parte alta de la nariz, cerca de la zona de los ojos.

  • Nostril: El llamado piercing Nostril es el que colocamos en una de las aletas de la nariz. Es uno de los más usados ya que puede ser de lo más sencillo. Aquí podemos disfrutar de tan solo una pequeña piedra de brillo, o bien de dos, cuando hablamos del doble Nostril. Éste sería hacer un piercing en cada una de las aletas de la nariz.
  • Austin Bar: El piercing Austin Bar es una barra horizontal que se coloca en la punta de la nariz, a la altura de las aletas. No atraviesa ni el cartílago ni la cavidad nasal. Parece que su uso data de la Edad Media y lleva este nombre ya que es el de la persona que lo creó.
  • Rhino: Este tipo de piercing también ocupa la punta de la nariz. Aunque en este caso, en lugar de aparecer de manera horizontal, lo hará de forma vertical.

  • Septril: Es un tanto similar al primero que hemos comentado, pero con pequeñas particularidades. En este caso se trata de un pequeño piercing que se sitúa entre las dos cavidades de la nariz. Sabiendo el espacio que tenemos ahí, sin duda, un pequeño brillante será lo más adecuado.

Sin duda, son varios los tipos de piercing en la nariz que tenemos. Algunos más conocidos y otros, un poco menos, pero igual de llamativos y originales que el resto. Si estás pensando en hacerte uno, ¿Por cuál de todos ellos te decantarías?.


Categorías

Piercings

Susana Godoy

Desde pequeña tenía claro que lo mío era ser profesora. De ahí que me haya licenciado en Filología Inglesa. Algo que se puede combinar a la... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *