Abuelos con tatuajes: una realidad fantástica

Uno de los comentarios que más oímos (o padecemos) los que llevamos tatuajes es la eterna y cansina “¿Y serás uno de esos abuelos con tatuajes?”. Al principio, me esmeraba en dar una respuesta coherente, en la que intentaba no ofender a mi interlocutor y explicarle amablemente que precisamente cuando sea una yaya (si es que llego) será cuando con más cariño mire a mis tatuajes.

Está claro que si estás en este blog no hay que convencerte de nada, pero, por si te es útil a la hora de responder a los pesados que crean que para ser un abuelo “de bien” hay que ir de punta en blanco (literalmente), hemos preparado un par de respuestas para dejarlos con la palabra en la boca.

Nuestra visión de los tatuajes es meramente cultural

Está claro que si consideramos que los abuelos con tatuajes no son políticamente correctos es por influencia de la cultura y la sociedad en la que vivimos. En algunas culturas (y no hay que irse muy lejos) no es para nada raro ver a abuelas y abuelos con tatuajes que lucen sin ningún pudor (¡faltaría más!).

Abuelos con tatuajes al poder

El mundo está en permanente cambio. Hace unos años era casi impensable pensar que los tatuajes estarían al alcance de todo el mundo y que se dejarían de relacionar con ciertos elementos a las afueras de la sociedad. Por suerte, todo esto está cambiando y los tatuajes están ganando más y más aceptación en todos los estamentos de la sociedad, hasta en los abuelos.

Hace poco, mi amiga Jane contaba que había ido a hacerse un tatuaje y que en otra sala había una abuela tatuándose su disco preferido de Glenn Miller. ¡No hay edad para unir-se al club de los tatuajes!

El futuro pertenece a los abuelos con tatuajes

Esto es una tontería, pero no por ello deja de ser menos cierto: los abuelos con tatuajes de mañana somos los señores y señoras tatuados de hoy, y ¡cada vez somos más! Con lo que, de aquí a treinta años, no será para nada raro ver a abuelos con tatuajes (¡y seremos los que molaremos más!).


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.